pepelopezmarin.es

Carta a un príncipe muy bien preparado

Los nuevos reyes, Felipe y Letizia, y sus hijas en una imagen proporcionada por la Casa RealEstimado Felipe de Borbón y Grecia, -¿o debo llamarte ya rey, monarca, o Felipe VI a secas, que uno no sabe bien?- lo primero decirte que espero que todo este lío en el que andas y andamos todos desde que a tu padre le dio por anticipar su jubilación, acabe no solo bien, si no que a ser posible termine pronto. Es que llevamos unos días como distraídos, y ya se sabe que cuando uno anda ocupado con lo accesorio lo más probable es que se olvide de lo importante. Y, claro, sin ánimo de ofender ni de faltar al respecto, entiéndaseme bien, el país no anda para orillar mucho tiempo las cuestiones relevantes. Tu ya me entiendes.

Dicen, casi nos lo dicen todos los días, venga o no a cuento, que estás muy bien preparado, que a tus 46 años no has hecho otra cosa que prepararte para lo que viene. Y es muy posible que así sea, pero yo quería decirte, aunque a lo mejor lo sabes, que en este país hay mucha gente –yo te podría dar algunos nombres- como tú, sobradamente preparada, y a quienes no dejan que demuestren lo que valen, gente de la ciencia, de la cultura, pequeños empresarios, trabajadores especializados que llevan años sin empleo, estudiantes que no pueden estudiar porque no tienen dinero, inmigrantes que han ayudado a levantar este país y que se están volviendo a sus países con el sabor de la derrota porque aquí ya no los quieren... Y ya, en confianza, comentarte también que en el país que estás a punto de empezar a reinar hay niños que pasan hambre, y si uno tiene hambre pues lo demás como que importa menos.

Ya sé, ya sé que todo estos problemas no son cosa tuya, que tú, como tu padre, solo te has preparado para reinar por encima del bien y del mal pero no para gobernar el día a día, que de eso debieran ocuparse otros a los que sí votamos cada cuanto, y que tú solo estas para viajar y representarnos en el extranjero y esas cosas. Pero, a ver, como los que lo hacen no parecen andar muy acertados… Y es que uno no puede dejar de pensar que lo vuestro, lo de los reyes, no parece muy de este reino y que para entenderlo bien se necesitaría muy posiblemente tener más fe que razón, pero mira tú por donde que es justo lo que algunos hace tiempo parece que perdieron. O perdimos.

Quería decirte también, y perdona que te tutee, es lo que me sale, que dicen por ahí que las prisas con lo tuyo ha sido una cortina de humo antes de que el Sistema, así en mayúscula, aunque cuesta saber lo que es eso, pero así le llaman y algo ya imagina uno, pues eso, que de lo que se trata es de evitar que el Sistema se acabara viniendo abajo y, en su sacudida, pudiera pillar a los que están arriba. Eso dicen. Y, dicho así, me recuerda, vagamente, a aquello que dicen también dijo el anterior jefe de Estado, el que ganó la guerra incivil -una guerra nunca puede ser civil- y luego nunca supo traer la paz, aquello del Atado y bien atado que parece quedó grabado a fuego y que dio paso a la Transición que nos ha traído hasta aquí.

Empleados del Congreso de los Diputados dan los últimos toques para la sesión de la coronación de Felipe VI

Quería decirte también que parece que en Tu Gran Día han prohibido toda simbología republicana, porque deben haber pensado que no estaría nada bien fastidiarte la fiesta con escenitas de la tricolor, aunque yo estoy seguro que eso no es cosa tuya, ni de la gente que te rodea, más bien de quienes siempre andan dispuestos a hacer de mamporreros y ser más papistas que el papa para hacerse ver y de valer, cosa como ya sabrá muy nuestra.

Y, para ir terminando, hacerte llegar que en el país este del que has heredado el reino y la corona como se heredan las fincas, los títulos nobiliarios, las cuentas corrientes cuando fallece un familiar, hay gente que no es que no te quiera, que crea que no eras buena gente, ni que no esté bien preparado, simplemente que piensan que tienen derecho a decir algo, o a que se les pregunten si te quieren o no, aunque yo personalmente creo que ahora no es eso lo más relevante. Y, porque, como recordarás, bueno, quizás no lo recuerdes del todo porque entonces eras un niño, que cuando lo de tu padre tampoco preguntaron a la gente. Fue, ya sabes, un poco como las lentejas de la mili de entonces.

Y, claro, después de todo esto yo quería saber si lo de ahora no será lo mismo. O, si como dicen que ya somos un país plenamente democráticos, podemos esperar que tu reinado no vaya a ser una prolongación del de tu padre en lo malo y una mala copia en lo bueno. Ya puestos y en confianza, si ves bien que hoy, libremente, el que quiera pueda exhibir sus banderas, y, sobre todo, si cuando todo el lío este haya pasado, estés instalado en tu nueva casa, pongas en orden la agenda, todas esas cuestiones que llevan un cambio así, podrá ser posible que la gente opine y se manifieste libremente sobre que lo que hoy puede ser accesorio pero mañana puede acaba siendo relevante. Y, cosa más grave aún, que cada vez sean más los que piensen que tu reinado solo sea un capítulo más de aquel misterioso Atado y bien atado. Con todo mi afecto.

En Alicante a 18 de junio de 2014 

El noticiero

Houston tenemos un problema: El documental que las farmacéuticas no quieren que veas

Música gitana ...y feminista

El debate de Juan Torres en La Sexta...

¿Quién ha mordido mis impuestos? o la historia de la deuda ilegítima

Así se las gasta la Marina española contra la protesta pacífica de Greenpeace en Canarias

Documental "Yo Decido. El tren de la libertad"

Suscripción

Acceso y registro

Los usuarios registrados podrán realizar comentarios sin tener que identificarse cada vez que escriben un texto.
Crear una cuenta

Webs amigas

CHAPA periodistas

Template Design © Joomla Templates | GavickPro. All rights reserved.