pepelopezmarin.es

El PSOE o el camino de la irrelevancia

Asamblea del PSPV de Alicante celebrada el sábado en la sede de CCOO. Foto Alex Domínguez/Las ProvinciasHay quienes tienen la rara habilidad de poner tanto empeño en crear un imperio como en ayudar a su destrucción. Las mismas fuerzas. La misma determinación. Pero, con una particularidad, que muchas veces ellos no son conscientes de lo que hacen. Esa es su particular locura, su particular dosis de irrealidad. Mientras las llamas se acercan a las puertas de Palacio, ellos siguen hablando de un paisaje que solo ellos ven. El espejo en el que miran y se miran es tan de feria que la imagen que les devuelve se les aparece tan distorsionada que nada tiene que ver con la realidad misma. El PSPV, como una fantasmal reencarnación del emperador Nerón, parece abonado a esta teoría.

Si el secretario local del PSOE de Alicante, Gabriel Echavarri, tenía alguna duda, imagina uno que la asamblea extraordinaria del sábado de su partido, la primera bajo su mandato, le habrá devuelto, engrosadas, todas las incertidumbres del futuro que le esperan. La solución no es que esté difícil, complicada, que vaya a requerir esfuerzos desmedidos, es que la única salida que hoy se puede apostar con tranquilidad de que no vas a perder es que llevan camino de acabar fagocitados en su propia ceguera.  

Con este cuadro, las dos opciones que sobrevuela tras el cónclave no parece otras que éstas: ¿Aguantará Echavarri el tirón y será capaz de hacer frente a las destructivas fuerzas que se han adueñado de este partido?; o, incapaz y derrotado, ¿se verá obligado a seguir el camino que otros ya trazaron y tirar la toalla antes de finalizar su compromiso para no ser él quien pilote el camino cuya siguiente parada es la irrelevancia política? Ahora todo parece posible. Pocos pensaban que de 14 concejales en las penúltimas elecciones municipales podían bajar a 8. Pero sucedió. El camino parece abonado y la dinámica la misma.

Si hemos de hacer caso a las crónicas periodísticas, esta pequeña reunión de viejos socialistas (doscientos de los 800 militantes que dicen tener, de los a su vez 1.800 que decían tener no hace tanto) se la podían haber evitado. Ganarían ellos y ganaría la ciudadanía.

Si frente a los demoledores datos del CIS que dejan al PSOE y a Rubalcaba al pie de los caballos, frente al incendio de las calles, frente a la galopante pobreza que se extiende imparable por Alicante como una mancha de aceite, frente a la rabia contenida de decenas de miles parados sin presente y sin futuro, frente al desgobierno del gobierno municipal, sin norte, sin rumbo, frente al naufragio de un grupo socialista municipal, su respuesta iba a ser ponerse hablar –otra vez, pero eso sí sin atreverse a nombrarlo- de Enrique Ortiz, de Ángel Franco, la verdad es que sobraba la cita. Ya digo, ganarían ellos, la buena aunque diezmada militancia que aún conserva este partido, pero, y sobre todo, ganaría la salud política de esta ciudad que asiste perpleja al desgobierno y a la imposibilidad de una alternativa. Y es que si siempre estuvo demás esta estrategia suicida, ahora, además, suena a esperpento y falta de respeto. En un intento de explicar lo inexplicable dijo Echavarri al término del cónclave que era saludable reabrir viejas heridas para tratar de curarlas, obviando que la gangrena de algunas de ellas solo tendrían, y ni así, solución mediane la conocida técnica de la amputación.

Ya digo, hay quienes guardan fuerzas para destruir lo que un día ayudaron a crear. Es, o parece, la estrategia de un partido que, junto con otros, con errores y con aciertos, fue capaz de colaborar en la tarea titánica de devolverle el orgullo a un país gris, que venía del negro túnel de una dictadura, el partido que ha gobernado una tierra en 22 de sus 35 años de democracia y que ahora parece empeñado en caminar hacia la irrelevancia política. Si en España eso ya no suena a imposible, en Alicante casi parece la apuesta más segura. En twitter @plopez58 

El noticiero

Houston tenemos un problema: El documental que las farmacéuticas no quieren que veas

Música gitana ...y feminista

El debate de Juan Torres en La Sexta...

¿Quién ha mordido mis impuestos? o la historia de la deuda ilegítima

Así se las gasta la Marina española contra la protesta pacífica de Greenpeace en Canarias

Documental "Yo Decido. El tren de la libertad"

Suscripción

Acceso y registro

Los usuarios registrados podrán realizar comentarios sin tener que identificarse cada vez que escriben un texto.
Crear una cuenta

Webs amigas

CHAPA periodistas

Template Design © Joomla Templates | GavickPro. All rights reserved.