pepelopezmarin.es

Juan Torres López o la espera de una nueva Rosa Parks

Imagen de la conferencia de Juan Torres López sobre Juan Torres López finalizó su conferencia en Alicante citando a Rosa Parks, la mujer negra que se negó a ceder su asiento en un autobús a un blanco en Alabama: “Cuando más obedecimos, más nos maltrataron”, fueron sus palabras de entonces. Si aquel hecho dio origen al movimiento que acabó con las leyes raciales contra los negros en EEUU, en las palabras de Torres se dibujó duante toda su intervención la necesidad de que algo así pudiera ocurrir ahora para cambiar el signo de la historia. Este fue el broche con el que economista y catedrático en la Universidad de Sevilla cerró su presencia en la ciudad ayer jueves como colofón a los actos previos al III Foro Social de Éticas y Espiritualidades que tendrá lugar en la Universidad de Alicante los días 17, 18 y 19 de mayo.

El hilo argumental de Torres López durante su extensa y pedagógica intervención fue remarcar que en la medida en que los ciudadanos españoles y europeos no sean capaces de ofrecer una respuesta a lo Rosa Parks, el futuro será muy complicado y cabe pensar que el maltrato social solo hará que crecer. “A mí no me preocupa responder a la pregunta de cuándo saldremos, sino cómo saldremos”, dijo en un momento de su exposición, para dejar constancia de que si esa respuesta ciudadana no se daba “saldremos tarde, mal y mucho más pobres”.

Bajo el sugerente título “Otra economía y otro modo de vida para salir de la crisis” y ante un auditorio de unas doscientas personas en el Club Información, el también miembro del consejo científico de Attac-España expuso su visión sobre la necesidad de “una revolución ciudadana”. El objetivo de esta “revolución” sería exigir a los responsables políticos españoles y europeos un giro que ponga a la economía y la política al servicio de los propios ciudadanos como mecanismo para revertir la situación con una evidente brecha cada vez mayor entre ricos y pobres. “Una sociedad donde el 1% de la población posee ya el 70% de la riqueza”, afirmó, y con cifras que en el caso de EEUU alcanzarían el 93% y cuyas diferencias se han agudizado en los últimos años. 

Torres López intentó hacer partícipes a los asistentes de una visión que explicara la actual crisis económica y social a partir de los artificios financieros herederos de la desregulación de las prácticas bancarias y en la usura sin límites de la propia banca, en peligrosa alianza con los propios estados y los gobiernos y con la complicidad necesaria de otros poderes institucionales. “Desde la II Guerra Mundial y hasta 1970 no hubo ninguna crisis financiera”, recordó Torres López, para remarcar que a partir de este año es cuando la economía productiva va dejando paso a la economía financiera al servicio de la banca privada cuyo "único objetivo es ganar" y en ese caldo de cultivo es donde va creciendo el monstruo que hoy ha acabado por emerger.

Un dato muy revelador de esta tesis aportado por Torres estaría en el “robo y atraco” que supone el pago de la deuda para los propios estados y la imposibilidad legal, en el caso europeo, de que el Banco Central Europeo pueda financiar la deuda de los estados miembros por prohibición expresa del Tratado de Maastricht impuestas por las presiones de los lobbies financieros. Esto supondría, solo en el caso de España, “un ahorro real de unos 30.000 millones al año” en intereses generados y pagados a los bancos que compran el dinero al 1% al BCE y luego invierten en la deuda de estos mismos estados a dígitos mucho más altos y que en Grecia llegaron a ser del 30%.

Un dato muy relevante de su exposición fue también la necesidad de que los actuales responsables del actual Gobierno y del anterior, o lo que es lo mismo, PP y PSOE, junto con el Banco de España y los directivos de las entidades financieras que vendieron a sus clientes productos financieros tóxicos, deban dar explicaciones en los tribunales por su traición a los intereses generales de la ciudadanía. Torres López aseguró en este sentido que el Banco de España supo lo que estaba pasando en las entidades financieras y optó por callar y mirar para otro lado como lo demostrarían documentos internos del propio regulador.

De igual manera que Rosa Parks logró, con el simple gesto de negarse a ceder su asiento a un blanco, cambiar la historia de los derechos humanos en EEUU, Torres López expresó su confianza en que, de alguna manera, esto sea también posible hoy en día. La reflexión del profesor vino de un ejemplo de la historia reciente de este país: "Si un día la gente de izquierdas y derechas nos unimos" para denunciar una guerra ilegal en Irak y se obligó a Zapatero a retirar las  tropas (“porque fue la gente y no Zapatero quien las retiró”) ¿por qué ahora no va puede pasar algo parecido? Es la pregunta que quedó flotando en el aire. Si es posible hoy en día un nuevo gesto a lo Rosa Parks que cambie el signo de los tiempos. En twitter @plopez58

El noticiero

Houston tenemos un problema: El documental que las farmacéuticas no quieren que veas

Música gitana ...y feminista

El debate de Juan Torres en La Sexta...

¿Quién ha mordido mis impuestos? o la historia de la deuda ilegítima

Así se las gasta la Marina española contra la protesta pacífica de Greenpeace en Canarias

Documental "Yo Decido. El tren de la libertad"

Suscripción

Acceso y registro

Los usuarios registrados podrán realizar comentarios sin tener que identificarse cada vez que escriben un texto.
Crear una cuenta

Webs amigas

CHAPA periodistas

Template Design © Joomla Templates | GavickPro. All rights reserved.