pepelopezmarin.es

Miguel Valor y el Caballo de Troya de Ikea

Reunión del alcalde de Alicante, Miguel Valor, con los representantes de los comerciantes de Alicante para tratar el tema de IkeaEl mismo caballo que hizo ver la luz a San Pablo de Tarso acaba de tirar al suelo al alcalde de Alicante. Tras el costalazo que se ha dado el hombre, Miguel Valor acaba de declarar: “A Alicante le interesa Ikea pero no una macrosuperficie comercial”. Tras su repentina conversión al mundo de los mortales cabe preguntarse: ¿Dónde ha habitado este hombre los últimos 20 veinte años? ¿En qué cielos ha estado metido que solo un golpe tan duro como éste le ha hecho parecer humano y habitar entre los humanos?

Hace mucho que esta ciudad bien sabía y bien conocía que Ikea no era Ikea. Bien sabía y bien conocía que Ikea era el Caballo de Troya que llevaba oculto en su seno la amenaza de las siete plagas, que albergaba en su interior toda la podredumbre almacenada en las alcantarillas de la corrupción que la han (¿?) gobernado, y bien sabía, porque está contado y escrito, que por las cañerías de este proyecto urbanístico-comercial circulaban los apestosos intereses más espurios e inconfesables.

Si todo eso se sabía -solo había que leer algunos periódicos, no todos, quede claro- cabe preguntarse qué cabalgaduras montaba quien ahora dice y asegura que acaba de ver la luz, quien ahora acaba de declarar que los evangelios de la decencia y la negociación son el camino, el único y verdadero camino para desmontar el Caballo de Troya de Ikea. Cabe preguntarse todo eso y más. Y las respuestas no son, ciertamente, ni esperanzadoras ni tranquilizadoras. Van desde la posibilidad de que nos encontremos frente a un personaje taimado, de cobardía calculada y oportunista, con apariencia de bondad, pero pusilánime y movido por mero oportunismo del daño y el beneficio electoral ante la inminente cita con las urnas del 24 de mayo.

¿Por qué deberían los ciudadanos de esta tierra, los comerciantes, creer ahora a quién tanto tiempo ha callado? ¿No será este alcalde un impostor del nuevo evangelio que solo pretende asistir a la última cena como invitado de honor? ¿No será Valor el nuevo Judas capaz de vender pasado mañana su palabra de hoy por cuatro votos como antes aceptó las argollas del silencio por cuatro centavos? Son, ya digo, demasiadas las preguntas y escasas las respuestas. Y, ciertamente, y ya puestos habría que decir que no son éstos tampoco tiempos muy favorables para los crédulos. Y menos si sus palabras están envueltas en la nebulosa y la confusión propias de quien se acaba de caer de un caballo. El Caballo de Troya de Ikea. En twitter @plopez58

El noticiero

Houston tenemos un problema: El documental que las farmacéuticas no quieren que veas

Música gitana ...y feminista

El debate de Juan Torres en La Sexta...

¿Quién ha mordido mis impuestos? o la historia de la deuda ilegítima

Así se las gasta la Marina española contra la protesta pacífica de Greenpeace en Canarias

Documental "Yo Decido. El tren de la libertad"

Suscripción

Acceso y registro

Los usuarios registrados podrán realizar comentarios sin tener que identificarse cada vez que escriben un texto.
Crear una cuenta

Webs amigas

CHAPA periodistas

Template Design © Joomla Templates | GavickPro. All rights reserved.